La Falange ha presentado un escrito en las oficinas del Ayuntamiento de Madrid para la reposición urgente de la placa en memoria del camarada José García Vara, asesinado por socialistas en Madrid en el año 1935. Injusta y salvajemente retirada por el citado Ayuntamiento.

Asimismo, anuncia interposición de querella criminal contra los mismos por prevaricación y atropellos contra la memoria histórica.

MEMORIA HISTÓRICA

LA BALLENA ALEGRE. A las cuatro de la tarde del día 2 de abril de 1935 es asesinado, como siempre con premeditación y alevosía, en la plaza de Isabel II, a unos pasos del Centro de la Cuesta de Santo Domingo, el camarada José García Vara, antiguo marxista, secretario del Sindicato Nacional de Panadería, incorporado con entusiasmo de escuadrista a nuestras filas. Inteligente, activo y tenaz, había logrado que nuestro sindicato rompiera el monopolio del trabajo ejercido en las Artes Blancas por la Casa del Pueblo, consiguiendo que muchos obreros emancipados del despotismo marxista amasaran en varias tahonas el pan de cada día de muchas familias madrileñas.

A pesar de las amenazas de los marxistas y de los esfuerzos del gobierno por impedirlo, el entierro de García Vara en el Cementerio de la Almudena, reunió en torno a José Antonio a casi toda la Falange madrileña en la tarde del 3. La oración fúnebre pronunciada por el Jefe Nacional, fue más extensa que de costumbre. Está reproducida en varios libros por lo que no voy a escribirla íntegra. Sólo destacaré algunas frases cuajadas de profecías y augurios que la Falange sabría cumplir. Entre ellas, estas:

“Por luchar por el amor te ha matado el odio. ¡Camarada! Tu sacrificio no será vano: Todos los que podemos aún saludar tu tumba con el brazo en alto, sabremos seguir tu ejemplo magnífico. Todos estamos dispuestos a llegar, como tú, hasta el supremo sacrificio por cumplir nuestra misión… Yo os pido que demostréis con vuestra conducta cómo sabemos sufrirlo todo, recogiendo de entre la sangre de nuestros hermanos su animoso espíritu -de esa sangre que vuelve a ser el abono fecundo en el suelo de España para la futura cosecha- para seguir imperturbables nuestra ruta… ¡Bendita locura la de este amor que nos lleva a entregar a la Patria lo más precioso que nos dio: ¡nuestra sangre!”

Y terminaba: “Otra vez las Falanges ¡Firmes! Todos en las filas de choque, en la vanguardia, ahora más que nunca y como siempre. Hay ya uno más entre los mártires de España. José García Vara: Presente. ¡Arriba España!

garciavara1