Ni olvido, ni perdón, ni excarcelación ¡ETA al paredón! Con este lema principal, La Falange, con sus juventudes a la cabeza, estuvo presente en la concentración del pasado 24 de enero en la Plaza de Colón de Madrid, organizada por la AVT, la asociación de víctimas que poco a poco ha ido vendiendo a las mismas, a los intereses del Partido Popular y a su “hoja de ruta”, que sólo está llevando al sufrimiento a las víctimas y al entusiasmo y crecimiento de los asesinos separatistas de ETA.

Nuestra presencia era tan obligatoria como necesaria para denunciar de frente, las traiciones y vejaciones que están sufriendo las víctimas por parte del nefasto gobierno del PP y la complicidad de Ángeles Pedraza y su vendida asociación, cuyo apoyo entre las víctimas es cada vez menor.

La Falange estuvo dando apoyo y aliento a las víctimas, hoy parece que olvidadas, de esa banda de mal nacidos marxistas separatistas que asesinaron y causaron tanto dolor a los ESPAÑOLES, puesto que ésta era la única razón por la que les mataban, aunque todavía haya algunos que no quieran o no les convenga expresar por cobardía o interés. Desgraciadamente, los falangistas tenemos entre nuestras filas a no pocas víctimas, asesinadas durante la funesta transición, las cuáles eran enterradas por la puerta de atrás sin informar a la opinión pública su significación política, sólo a que se dedicaban laboralmente. Esto, los falangistas no lo olvidamos y menos, lo perdonamos.

En la concentración, nuestras juventudes, se dejaron ver de forma notable, enarbolando banderas de España y de La Falange, dando muestras de nuestro rechazo a éste gobierno cobarde, tibio y traidor, y a su asociación cómplice, la AVT, aunque ahora quiera disimular lo contrario.

“Ni olvido, ni perdón, ETA al paredón”, “ETA culpable, Gobierno responsable”… fueron algunas de las consignas lanzadas por nuestras juventudes, siempre en primera línea, siempre donde hay que estar.

La Falange siempre al lado de las víctimas, de todas las victimas, porque fueron asesinadas por su condición de ESPAÑOLES. ¡Exigimos justicia! Con las víctimas no se juega.