Se da la circunstancia, que Manuel Andrino si nada lo remedia como parece ser, pasará a englobar la lista de Jefes Nacionales de Falange Española condenados a prisión. Como todo el mundo sabe, el primero fue José Antonio Primo de Rivera, que pasó de la cárcel Modelo de Madrid, a la prisión de Alicante para posteriormente morir asesinado en el patio de esa misma cárcel. El segundo Jefe Nacional fue Manuel Hedilla Larrey, que tras oponerse al decreto de unificación fue condenado a cadena perpetua, recobrando la libertad después de estar confinado en Palma de Mallorca durante varios años. El tercero será Manuel Andrino Lobo, que por participar en un “escrache” a favor de la Unidad de España en la librería Blanquerna, recibieron él y otros camaradas falangistas penas de casi 4 años de prisión.

Se da la circunstancia también de que todos los Jefes Nacionales de La Falange fueron condenados cada uno en las 3 últimas formas de gobierno en España, estos es, José Antonio en la II República, Manuel Hedilla en Dictadura y Manuel Andrino en Monarquía Parlamentaria. Esto demuestra que los falangistas han tenido siempre un espíritu inconformista y revolucionario, huyendo de las comodidades y protestando enérgicamente ante las injusticias que sufren España y los españoles sean quienes sean los que estén gobernando, rechazando la palmadita en la espalda y exigiendo siempre estar en la punta de lanza de la españolidad.

Otra circunstancia que se puede dar sea que Manuel Andrino sería el único líder de un partido legal de ámbito nacional que estuviera en prisión. Ni el líder del brazo político de ETA que es Arnaldo Otegi, ni Artur Mas después de convocar un referéndum ilegal, ni el clan de los Pujol, etc. ni se encuentran ni se van a encontrar en prisión, mientras que el Jefe Nacional de La Falange por ejercer su derecho de protesta por el acto ilegal y contra España que pretenden los separatistas catalanes, es condenador a prisión.

Con razón más gente piensa, que lo que pasa en este país, no pasa en ninguna parte.