La Sección 17 de la Audiencia Provincial de Madrid, ha revocado la decisión del Juzgado de Instrucción nº 1 de Madrid, al que obliga a admitir la querella presentada por nuestro Jefe Nacional, camarada Manuel Andrino, en nombre de LA FALANGE (FE) contra la Junta Directiva del Real Madrid C.F.

Dicha querella vino motivada por la circular que dicha entidad deportiva remitió a todos sus socios informando de la prohibición de que los “símbolos” de LA FALANGE (FE) entraran en el estado Santiago Bernabeu junto a los de otras de organizaciones declaradas ilegales o ni siquiera legalizadas, causando un daño irreparable, que es lo que por otra parte se buscaba con dicha medida arbitraria e ilegal.

Ahora la Sección 17 -curiosamente la misma que verá el caso Blanquerna-, después de constatar que el “acto de conciliación” resultó fallido por la actitud prepotente y soberbia de los dirigentes del Real Madrid que no acudieron al mismo, acuerda estimar el recurso de apelación interpuesto por la representación de LA FALANGE (FE) y sentará en el banquillo a los que pretendieron, y pretenden, coartar los derechos fundamentales de una organización política legalizada y con sus símbolos reconocidos y reconocibles en el Registro de Partidos Políticos del Ministerio del Interior.

Más le valdría a Florentino Pérez y a su Director del Área Social, ese que proviene de CC.OO. y que ha dejado la “lucha obrera” por la poltrona bien remunerada, dirigir sus fobias hacia otro lado, e intentar que los símbolos que no entraran en el estadio fueran los que promueven la ruptura de la Unidad Nacional o los que piden la “vuelta a casa” de los asesinos de eta.