“La más alta autoridad suní del mundo no tiene que cumplir con este requisito, por lo tanto, no tengo ninguna razón de hacerlo (…) Pueden trasmitirle mis respetos al gran mufti, pero no me cubriré”. Así se expresó frente a los periodistas la presidente del Frente Nacional y futura candidata a gobernar en el Elíseo. Un gesto que los patriotas europeos apoyamos y creemos debería ser secundado por todos.